Narciso Cerezo

Tecnología y emprendizaje

Febrero del 2006

BaseMovil

Hace ya tres meses que no escribo nada, vaya forma de mantener lectores :)
Lo cierto es que el trabajo se ha llevado todo el tiempo que tenía, han sido tres meses de locura. Lo que ahora me espera es otro tanto de lo mismo en cuanto a cantidad de trabajo, aunque de un modo diferente que espero que me deje algo de tiempo para otras cosas, como escribir aquí.
De hecho, lo primero que he escrito es el lanzamiento oficial de mi último y gran proyecto, BaseMovil.
Ya he hablado de este proyecto con anterioridad, pero es que ya está funcionando en clientes y estamos muy ilusionados con lo que hemos conseguido y con lo que queremos llegar a hacer con ello.
A modo de "disclaimer", y para que luego no diga nadie nada raro, a nadie debe extrañarle que hable de mis proyectos profesionales, porque son parte inseparable de lo personal, como director y co-fundador de Elondra.
Ahora estamos en la fase comercial del proyecto, queremos crear una red de distribuidores con cierta capacidad para la instalación y configuración de software, y preferentemente para su desarrollo. Las empresas que hacen software de gestión son buenos candidatos, puesto que nadie mejor que ellos puede hacer el kit de integración con BaseMovil. En realidad es algo sencillo, BaseMovil acepta ficheros en formatos de texto y XML, y los emite en el mismo formato.
Al tiempo, seguimos buscando más clientes, por supuesto.
Los siguientes pasos van encaminados, por un lado a buscar inversores para ampliar nuestra capacidad de llegar a más sitios y atender una mayor demanda, contratando personal y aumentando nuestra infraestructura tecnológica. Por otro lado, y en paralelo, finalizaremos la interfaz y las herramientas necesarias para que cualquiera pueda realizar aplicaciones de negocio en móviles facilmente, usando nuestra tecnología.
En el mercado hay algunas opciones como base de datos para móviles, pero ninguna tiene el compendio de funcionalidades de BaseMovil, ni su modelo de negocio que hace la adopción algo muy sencillo y económico. Hay algunas bases de datos que permiten almacenar datos en el móvil, pero que carecen de la posibilidad de sincronizar esos datos con un servidor (me pregunto para que sirven entonces). Hay sistemas de sincronización independientes, pero con un sistema de datos tan rudimentario que no es factible crear una tabla con 2000 registros y conseguir tiempos de acceso del orden de 50-100 milisegundos (esto depende del móvil, de su cpu y velocidad de memoria). También hay otros que combinan un sistema de sincronización con una velocidad de aceso mejorada, pero su coste es muy elevado y siguen teniendo un esquema de acceso muy rudimentario. Ninguno combina un sistema de servidor sin instalación ni configuración, un precio muy asequible, una interfaz de programación muy sencilla, unos tiempos de acceso increibles, sincronización automática de datos... y además herramientas anexas para facilitar la tarea, como un sistema sencillo de impresión por bluetooth o puerto com, o un esquema de aplicación predefinido siguiendo el patrón MVC.
Cuando abramos este sistema, cualquiera con unos conocimientos mínimos de Java y SQL podrá crear bases de datos a través de una interfaz web, hacer su aplicación para terminal con nuestras bibliotecas y unas pocas clases para crear el modelo, el controlador y las vistas. Podrá tener su base de datos de clientes, que podrán descargar su aplicación y comenzar a trabajar. Bueno, también tendrá que encargarse de hacer las integraciones cuando sean necesarias para conectar el sistema del cliente con el servicio BaseMovil, pero esperamos poder delegar también esa labor en la red de distribuidores, con lo que el trabajo se facilita aún más.
Elondra se encarga del resto: mantenimiento y seguridad de los servidores, actualizaciones del servidor, copias de seguridad y restauración de datos, etc. No hay que comprar licencias costosas de servidor de base de datos, ni licencias costosas de la base de datos para el terminal, ni invertir en infraestructura y comunicaciones. El cliente paga por uso, según el número de terminales, Elondra se lleva una pequeña parte y el desarrollador el resto. El desarrollador será, como propietario de la aplicación final, quien decida el precio que pone a su sistema.
Tanto con los distribuidores (VARs) como con los desarrolladores (ISVs) queremos tener acuerdos que les permitan ganar mucho con nuestro sistema, porque estamos convencidos de que la mejor estrategia es aquella en la que se unen muchos y todos ganan y están contentos. Cada cual hace lo que mejor sabe, el cliente se beneficia, y todos podemos vivir de ello.
Aunque no pretendemos ser un segundo Fon, de aquí a no mucho tiempo igual le tomo la palabra a Rogelio con aquel ofrecimiento que hizo para acompañar a emprendedores a ver inversores en Silicon Valley :) Aunque ahora ya está en España y no le vendrá tan bien como antes...
Bueno, gracias por vuestro tiempo y atención, y si alguno está interesado en colaborar con nosotros de cualquier forma puede ponerse en contacto conmigo.